Translate - Traductor

9/11/2011

Neville Goddard

Estoy trabajando intensamente con textos de Neville Goddard. El dice por ejemplo: "Nunca te duermas masticando el fracaso o el problema. Nunca. Sino, el inconsciente los expresa como la amante da vida al hijo del amado. La amante (nuestro inconsciente) no juzga, recibe la información y concibe eso que le entregaste antes de dormir"
La gran diferencia entre lo que propone Neville Goddard y la forma habitual de visualizar es que antes, uno se proponía ver lo deseado ahí afuera, como en el cine. Goddard propone visualizar lo deseado con el ojo de tu mente. Imaginarte DENTRO de la escena. por ejemplo, si lo que querés es un auto nuevo, no lo veas ahí enfrente tuyo. Imaginate dentro del auto, mira tus manos sobre el volante, sentí el olor que despide el tapizado, imaginá el viento en tu cara. Agregale todos los detalles sensoriales que puedas para darle verosimilitud a lo que imagines.
Siempre que leo ésto recuerdo a una alumna que viene hace años, y que cuando vino por primera vez, estaba sin pareja y su última experiencia no había sido buena... así que la invité a inventar una historia con un hombre al que le puso nombre, le invento una profesión, y me lo contó todo como si le estuviera suvediendo. Hoy está casada y tiene 3 hijos con un muchacho que se llama igual que el que ella imaginó, y tiene la misma profesión que el inventado!
No puedo dejar de mencionar a mi comadre Nelsa, que cuando empezó a desear estar embarazada, se paseaba por toda casa con un almohadón imitando la panza, e incluso en el desfile de moda que hicimos en Cabrera desfilo ropa de embarazada con su almohadón imitando la panza, y en ese momento ya estaba esperando a su hijo, aunque aún no lo sabía. Superando todas las circunstancias físicas que le decian que no podia quedar embarazada (por su historia) lo sonó, lo practicó, y quedó embarazada!
Entonces, esa es una de las formas que nos propone Neville Goddard: en estado de ensoñación, (o sea inmediatamente antes de quedarte dormido) imaginá que ya sucede eso que deseás; y luego, mientras dormís, permití que el inconsciente y el consciente trabajen juntos para darte eso que deseás.